si con fisioterapia formulario banner
si con fisioterapia formulario banner
Entrenar musculatura respiratoria

Cómo puede entrenar su musculatura respiratoria y aumentar su capacidad pulmonar

19Jun2018

Cómo puede entrenar su musculatura respiratoria y aumentar su capacidad pulmonar

Si padece alguna enfermedad respiratoria crónica, seguramente habrá experimentado sensación de ahogo al realizar determinadas actividades físicas. El motivo principal se debe, por un lado, a la debilidad de su musculatura respiratoria, derivada de la propia enfermedad pulmonar; y, por otro lado, a la debilidad de la musculatura periférica, debido a que su condición física no se encuentra en un estado óptimo.

El sistema respiratorio ejerce un papel limitante en la condición física del enfermo respiratorio, directamente relacionado con su capacidad de ejercicio y, por consiguiente, con su calidad de vida.

¿Cómo le ayuda la fisioterapia respiratoria a mejorar su musculatura?

Dentro de los programas de rehabilitación pulmonar el entrenamiento de la musculatura respiratoria es una parte esencial. Aunque su enfermedad le haya provocado un deterioro progresivo de su función pulmonar, debe realizar este tipo de entrenamientos, ya que conseguirá mejorar los síntomas y favorecer el pronóstico de su enfermedad.

Está más que demostrado que con el entrenamiento de los músculos respiratorios va a conseguir aumentar su fuerza y resistencia, además de su capacidad aeróbica. Gracias a ello, mejorará su rendimiento en las actividades de esfuerzo físico, se cansará mucho menos y tendrá menor sensación de ahogo.

Thershold, incentivador respiratorio

Para llevar a cabo el entrenamiento de la musculatura respiratoria, el Thershold es uno de los dispositivos más utilizados.

Thershold, incentivador respiratorio

¿Cómo funciona?

El Thershold es un incentivador respiratorio, en su interior tiene una válvula conectada a un muelle, que cuando se inspira o espira por ella, este muelle ejerce una resistencia que hace que aumente así su esfuerzo respiratorio. Con esta válvula podemos regular los valores de presión a los que queremos trabajar, ofreciendo más o menos resistencia al paso del aire.

Para determinar qué carga óptima de trabajo puede realizar, hay que conocer su Presión Inspiratoria Máxima (PIM), si queremos trabajar sus músculos inspiratorios, o su Presión Espiratoria Máxima (PEM), si queremos trabajar sus músculos espiratorios. Con esta información ya sabremos cuál es su capacidad máxima, hasta dónde puede llegar, y podremos adaptar los ejercicios según sus necesidades.

La manera más sencilla de calcular su PIM o PEM es a través de un manómetro. La boquilla que está conectada al aparato registra los cambios de presión en el interior de la vía aérea a nivel de la boca.

¿Cómo se consigue la medición PIM?

Para obtener este dato, tendrá que realizar una exhalación suave hasta vaciar por completo el aire de sus pulmones, seguida de una inspiración profunda y rápida.

¿Cómo se consigue la medición PEM?

Para ello tendrá que realizar una inspiración profunda llenando por completo los pulmones, y después una exhalación rápida con fuerza.

La teoría recomienda realizar un mínimo de 6 maniobras, con un descanso de un minuto entre repetición y repetición, eligiendo la mejor de ellas.

Una vez que tenemos calculada la presión máxima, lo ideal es empezar con una intensidad del 30% de PIM o PEM (dependiendo de la musculatura que se quiera entrenar), ya que es a partir de este porcentaje cuando el entrenamiento de los músculos respiratorios se considera efectivo. Esta carga se debe aumentar de forma progresiva en el tiempo hasta llegar al 60%, de este modo, garantizamos que se está trabajando la musculatura, y que vamos a conseguir resultados.

Cómo trabajar con el incentivador respiratorio

Lo ideal es que realice 2 sesiones al día de 15 minutos cada una. La frecuencia de entrenamiento será entre 3 y 5 veces a la semana durante, al menos, un período de 8 semanas. Ya verá como con esta rutina, poco a poco empieza a notar los beneficios de este entrenamiento.

Seguramente los primeros días encontrará que el entrenamiento le supera y estará agotado, no se desanime, es normal, pero ya verá que en poco tiempo empieza a tolerar la sensación de falta de aliento provocada por el aparato.

¿Cómo sé que estoy haciendo bien los ejercicios?

Esta es una de las preguntas que más se repite entre los pacientes respiratorios a la hora de realizar las rutinas de ejercicio. Las primeras sesiones con el dispositivo Thershold deberán realizarse con un fisioterapeuta especializado en respiratorio, quien se encargará de medir su carga óptima de trabajo y le enseñará cómo utilizar correctamente el dispositivo, dándole las pautas y recomendaciones necesarias.

Con estas pautas y recomendaciones que el fisioterapeuta le marque estará preparado para realizar, desde su casa, la rutina de ejercicios establecida, y si aún así no se siente seguro, solicite una sesión de control y seguimiento para comprobar que está haciendo todo correctamente.


¿Necesita que le ayudemos?

    • Marta Godín Vivancos
    • Graduada en Fisioterapia por la Universidad Pontificia de Comillas, nº colegiada 010328.
    • Máster en Fisioterapia Respiratoria en IACES.
    • Experta en Fisioterapia respiratoria pediátrica en la Universidad La Salle.
    • Formación en Terapias Respiratorias a Domicilio TRDs por la Sociedad Española d Neumología y Cirugía Torácica (SEPAR)

Ejercicios Respiratorios, Thershold, Incentivador Respiratorio, Presión Espiratoria e Inspiratoria

Escribir un comentario


Código de seguridad
Refescar

Utilizamos cookies propias y de terceros para realizar análisis de uso y de medición de nuestra web para mejorar nuestros servicios.

Si continua navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración u obtener más información Saber más

Acepto