si con fisioterapia formulario banner
si con fisioterapia formulario banner

Bronquiectasias: qué son, por qué aparecen y cuál es su tratamiento

01May2017

Bronquiectasias: qué son, por qué aparecen y cuál es su tratamiento

Las bronquiectasias (BQ) se definen como dilataciones irregulares de las paredes de los bronquios, de carácter crónico e irreversible, que pueden estar concentradas en una zona concreta o presentes en varias regiones del pulmón.

La presencia de BQ se traduce en dos problemas importantes a nivel del pulmón: primero, cambios en la estructura del bronquio, que adquiere una forma irregular; y segundo, un aumento en la producción de secreciones como respuesta a ese daño en el bronquio.

¿Cuáles son los síntomas más característicos de las bronquiectasias?

Si ve que cada vez estos dos síntomas son más persistentes, probablemente padezca esta enfermedad.

  • Gran cantidad de mucosidad bronquial, ya que al estar dañadas las paredes bronquiales, el moco no puede fluir con facilidad y se acumula en exceso en las vías respiratorias.

En el paciente con bronquiectasias también destaca un componente emocional importante. ¿Por qué? pues porque los síntomas de la enfermedad son muy limitantes, y éstos, a nivel social cuesta mucho gestionar.

El exceso de secreciones ocasiona una tos muchas veces inoportuna, difícil de controlar, que hace imprescindible la expectoración. Esto, para la persona que lo padece, no siempre es agradable.

Los síntomas clínicos le sirven a su médico para sospechar y dar una primera indicación del diagnóstico de bronquiectasias, pero se debe realizar un chequeo completo para confirmarlo. El procedimiento actual más fiable para determinar las bronquiectasias es la tomografía computarizada de alta resolución (TCAR).

¿Por qué aparecen las bronquiectasias?

Podemos diferenciar diferentes tipos de BQ, según su origen.

En primer lugar entontramos las bronquiectasias congénitas. Aparecen porque los pulmones no terminan de desarrollarse correctamente

Y luego están las bronquiectasias no congénitas, cuando no son una enfermedad en sí mismas, sino el resultado final de enfermedades diferentes que tienen puntos de manejo en común, como son:

  • Como consecuencia de otras enfermedades congénitas: por ejemplo la Fibrosis Quística (FQ).
  • Por una irritación persistente: es decir, una inflamación de las vías respiratorias causada por la presencia de cuerpos extraños, como por ejemplo tumores bronquiales, entre otros.  
  • Por infecciones respiratorias recurrentes (esta es la más frecuente) El acumulo de secreciones en los pulmones por una infección inicial, facilita el contacto prolongado de las bacterias con el moco acumulado. El resultado final es la reinfección de ese moco,  empezando de nuevo el ciclo de infección. Esto va destruyendo las paredes del bronquio dando lugar a la aparición de las bronquiectasias.

En los últimos años la prevalencia de bronquiectasias se ha incrementado de forma muy significativa en relación a una creciente longevidad de la población, lo que permite una  mayor cronicidad de las enfermedades generadoras y a la mayor disponibilidad y utilización de la Tomografía Computarizada de Alta Resolución (TCAR) que posee una sensibilidad y especificidad mayor del 90% para el diagnóstico de BQ, así como para valorar su extensión y morfología.

¿Qué podemos hacer desde la fisioterapia respiratoria?

La terapia antibiótica prolongada es el pilar fundamental del tratamiento, sin embargo, no se debe olvidar que la intervención terapéutica de las bronquiectasias ha de ser multidisciplinar. Ademad del tratamiento antibiótico es imprescindible el trabajo de otras especialidades como es la Fisioterapia Respiratoria.

La fisioterapia respiratoria constituye un complemento fundamental al tratamiento farmacológico para un mayor control y mejoría de los síntomas de las bronquiectasias, asegurándose un mejor pronóstico de la enfermedad.

Los objetivos del tratamiento de fisioterapia respiratoria en este tipo de enfermedad pulmonar son:

  • Favorecer la limpieza bronquial y eliminación de las secreciones.
  • Facilitar la tos.
  • Mejorar el rendimiento respiratorio.
  • Aliviar la dificultad respiratoria.

Para ello, se trabajará en la sesión de fisioterapia respiratoria técnicas y ejercicios para una buena limpieza bronquial, el manejo eficiente de la tos, entrenamiento de la musculatura respiratoria y por último, pero no menos importante, la relajación en momentos de esfuerzos  como es caminar deprisa o subir escaleras.

Si padece bronquiectasias la limpieza rutinaria de la hipersecreción bronquial es un componente fundamental que debe incluir en su día a día. Aprender técnicas que le permitan gestionar de manera eficaz los síntomas de su enfermedad, le ayudarán a conseguir una mejor calidad de vida. 

¿Quiere realizar con nosotros un programa de rehabilitación pulmonar donde aprender todas las pautas y recursos que le ayuden con sus bronquiectasias? Solicite su cita aquí.

    • Marta Godín Vivancos
    • Graduada en Fisioterapia por la Universidad Pontificia de Comillas, nº colegiada 010328.
    • Máster en Fisioterapia Respiratoria en IACES.
    • Experta en Fisioterapia respiratoria pediátrica en la Universidad La Salle.
    • Formación en Terapias Respiratorias a Domicilio TRDs por la Sociedad Española d Neumología y Cirugía Torácica (SEPAR)

Enfermedades Pulmonares , Bronquiectasias

Escribir un comentario

Utilizamos cookies propias y de terceros para realizar análisis de uso y de medición de nuestra web para mejorar nuestros servicios.

Si continua navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración u obtener más información Saber más

Acepto